No son responsables del bienestar de sus padres

Frases como «me estás poniendo enferma» o «¿verdad que no quieres que me ponga triste?», pronunciadas con cierta frecuencia, cargan a la niña o al niño con una responsabilidad enorme. Especialmente son las madres quienes emplean esta especie de chantaje emocional, convirtiendo con ello a su hija o su hijo en víctimas complacientes, pues para un agresor resulta fácil presionar a un menor que se siente responsable del bienestar de sus mayores.

Posted in dificultades del niño

Tags:

RSS 2.0 | Trackback | Comment

Deja un Comentario

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>